Artículo Parquet - Mantenimiento | PINTPARKET
669 186 412

Elección entre tarima maciza o suelo laminado

Esta es una cuestión que aparece todo el tiempo entre los propietarios de viviendas, al hablar de su suelo de parquet – elegir entre tarima maciza o el suelo laminado. Por supuesto, ambos tipos de pavimentos tienen sus ventajas y desventajas, y una de las diferencias más obvias es el coste. El suelo laminado es más barato y más fácil de instalar y fácil de mantener, sin embargo, no tiene muchas ventajas en términos de calidad.

Los suelos laminados además de ser más baratos son más fáciles de instalar, ya que cuentan con un sistema de ajuste fácil, en el que las piezas, se unen mediante un clic. También requiere muy poco mantenimiento, en comparación con un piso de madera maciza. Es más duradero que la madera real, ya que, después de haber sido específicamente diseñado para resistir a arañazos y abolladuras, son bastante más resistentes que la tarima maciza. Muchos fabricantes ofrecen una garantía de 25 años, una muestra del grado de confianza que tienen en cuando a la calidad del producto.

Los suelos laminados son también más resistentes a la humedad, lo que significa también que se tiñen con menos facilidad. Por el contrario la humedad puede ser devastadora para la madera maciza. Además, al ser resistentes a las manchas le supondrá menos dolor de cabeza si se produce el derrame de un líquido. Los suelos laminados vienen en una variedad casi ilimitada de estilos y colores, por lo que constituyen una buena opción para muchos hogares.

Sin embargo, el suelo laminado no otorga la misma sensación de calidad que la tarima maciza. No hay ningún pavimento fabricado que pueda igualar la belleza de la madera real, natural, que es muy importante si usted busca un acabado de alta calidad.

A pesar de que puede llegar a costar más al principio, un suelo de madera natural añadirá valor a su hogar, y por lo tanto se puede considerar una buena inversión. Si desea que su casa posea mas valor elija la madera maciza. A largo plazo notara la diferencia, ya que el suelo laminado al llegar al final de su vida útil debe ser completamente sustituido, sin embargo la tarima maciza se puede lijar y barnizar, volviendo a lucir como nueva.

Asegúrese de contar con la supervisión de profesionales cualificados a la hora de elegir el pavimento que más se ajuste a sus necesidades, ya que este será capaz de aconsejarle sobre la mejor elección.

Presupuesto online